BALANCE DE PEQUEÑOS EDITORES

Los que exponen por primera vez: un esfuerzo que rinde


Por: Valentina Herraz
Fuente: ESPECIAL PARA CLARIN

Nos fue bien en las ventas, si sigue así creemos que vamos a recuperar el costo del stand", dijo a Clarín Leopoldo Kulesz, editor de Del Zorzal que expone en la Feria del Libro por primera vez. Este año, son cerca de 15 los nuevos stands: la lista de nuevos expositores incluye a Canal 7 y la Subsecretaría de Cultura del Chaco; sin embargo, la mayoría de ellos expone materiales de formación para docentes, profesionales y estudiantes hasta juegos didácticos para niños.

La Subsecretaría de Cultura del Chaco expuso anteriormente dentro del stand de las provincias; este año decidieron separarse y mostrar las publicaciones de autores del Chaco.

"Acá expusimos a 60 autores; mientras que en el stand de las provincias teníamos dos estantes, no más de 15 libros", dijo Gustavo Insaurralde, responsable del stand. Aunque en el Pabellón Ocre prácticamente no se vende, Insaurralde contó: "Algunos títulos vendimos, es que tenemos materiales que ya están fuera de circulación."

La mayoría de los nuevos stands se encuentran en el Pabellón Azul. "Para acceder a los otros se necesita antigüedad, y aunque tus publicaciones hayan estado expuestas, eso no cuenta", dijo Constanza Brunet, directora de la Editorial Marea. Marea comparte stand con Libros del Zorzal; ambas editoriales son independientes. Para Kulesz —de Del Zorzal—, "estar acá fue un acierto porque libreros y distribuidores vieron el stand y notamos que nuestra imagen permitió vender libros en mayor cantidad". Aunque marcó el difícil acceso del público al Pabellón Azul, Kulesz dijo: "Es muy gratificante ver qué hace el lector, a qué títulos va, dónde fija la mirada. El contacto siempre lo tienen los libreros, en el marco de la Feria pude ver cómo los títulos llegan a la gente."

Osmar Buyatti, editor de libros de ciencias económicas para estudiantes y profesionales, contó: "Venimos participando de las Jornadas Profesionales hace años, pero este año decidimos invertir en el stand para tener más presencia". Y agregó que "La editorial Osmar Buyatti ya tiene un público importante en el mercado", pero "sin duda la Feria es una vidriera en la que hay que estar".

Los editores coincidieron en que la Feria sirve a las editoriales chicas porque, aunque las ventas no crecen aquí de manera significativa, "no es lo mismo sentarte con un distribuidor en un bar a que sepa que, como editor, pudiste invertir en un stand", dijo Kulesz.

Dentro de las "debutantes" hay editoriales de Antropología energética, Derecho y Filosofía. "En las librerías es muy difícil tener una presencia coherente, entran cerca de mil publicaciones por mes; la Feria del Libro es una oportunidad de mostrar al público esa coherencia en las colecciones, toda en una sola mesa", dijo la editora Constanza Brunet.

Balance: todos contentos. Un esfuerzo que valió la pena.

 

http://www.clarin.com/diario/2008/05/12/sociedad/s-01669998.htm